Sólo para pingüinos magallánicos: Historia del “Chapuzón del Estrecho”

julio 10, 2018 |

Cada año, cientos de magallánicos y turistas se dirigen a la costanera para sumergirse en las frías aguas del mar. Se trata del “Chapuzón del Estrecho”, actividad que se ha transformado en una verdadera institución dentro de las invernadas de la ciudad de Punta Arenas.

Sólo un puñado de valientes desafiaron las gélidas aguas del Estrecho de Magallanes en 2008, el primer año en que se llevó a cabo el desafío. Aquel 20 de julio, el agua registró -5ºC, y el ambiente -2ºC; sin lugar a dudas una fría jornada, aún para el invierno patagónico. Por esa fecha, la hazaña se denominó “Chapuzón de Invierno” y contaba con 109 inscritos. Sólo llegaron 16.

En 10 años, la popularidad del evento ha crecido exponencialmente. Para este 15 de julio se espera que dos mil aguerridos bañistas lleguen a la costanera de Punta Arenas, con el afán de convertirse en todos unos “Pingüinos Magallánicos”.

Turistas chilenos, argentinos y de otras partes del mundo se han sumado a esta actividad, motivados por obtener un récord personal, pagar una apuesta entre amigos, o simplemente demostrar su valía ante el tradicional frío de Magallanes. De este modo, en sólo 10 años, el Chapuzón del Estrecho ha pasado a ser una de las principales muestras de la cultura popular de la Región.

Cómo inscribirse

Aún quedan cupos para participar en el Chapuzón. Los aguerridos bañistas que se registren, obtendrán una pulsera oficial del evento, así como una toalla y una reconfortante taza de chocolate caliente al salir de las frías aguas.

Los interesados deben inscribirse en la oficina de la Unidad de Eventos de la Ilustre Municipalidad de Punta Arenas, ubicada en calle Balmaceda 667. Las inscripciones se extenderán hasta el día del evento, donde podrán registrarse hasta media hora antes de su inicio en la Costanera del Estrecho.

Dónde:

15 de julio, Avenida Costanera del Estrecho con calle Mejicana. 15:00 horas.

Compartir :